Debatimos.com: Opina sin límite
S√°bado 07 de Diciembre de 2019, 18:20 *
Bienvenido(a), Visitante. Por favor, ingresa o regístrate.

Ingresar con nombre de usuario, contraseña y duración de la sesión
Noticias:
 
   Inicio   Ayuda Ingresar Registrarse  


Páginas: [1]   Ir Abajo
  Imprimir  
Autor Tema: La Reconquista. (P√≠o Moa)  (Leído 967 veces)
gaia
Moderador
*****

Valoración: +1521/-10
Desconectado Desconectado

Sexo: Femenino
Mensajes: 54607



« : Viernes 25 de Junio de 2010, 05:00 »

CUESTIONES DE HISTORIA DE ESPA√ĎA

La Reconquista

Por Pío Moa
LD

 En mi cita semanal con Luis del Pino, los s√°bados por la ma√Īana, el otro d√≠a coment√© un hecho que ha llegado a mis o√≠dos: un alumno de Historia de la Universidad de Salamanca que no pod√≠a utilizar el t√©rmino Reconquista so pena de suspender. ¬ŅIncre√≠ble? Nada de eso.

Desde hace muchos a√Īos, la idea de que los reinos cristianos espa√Īoles recuperaron Espa√Īa en un proceso largo y dif√≠cil viene siendo objeto de una cr√≠tica verdaderamente pintoresca, pero incesante. La idea viene de lejos, y Ortega y Gasset, tan arbitrario en sus interpretaciones hist√≥ricas y tan aficionado a las frases ocurrentes y de escaso sentido (recu√©rdese la muy celebrada ""Espa√Īa es el problema y Europa la soluci√≥n"), neg√≥ en su librito Espa√Īa invertebrada, tan disparatado como influyente, que un proceso tan prolongado pudiera llamarse Reconquista. La idea pod√≠a tener alg√ļn sentido si, como observa Stanley Payne, su autor hubiera ido m√°s all√° de la frase y tratado de demostrarla convincentemente, lo que no fue el caso. Pero a menudo las frases rimbombantes tienen m√°s efecto que una argumentaci√≥n s√≥lida.

Y no le habr√≠a sido f√°cil a Ortega demostrarla, desde luego. El proceso reconquistador se hizo sobre la idea de la p√©rdida de Espa√Īa a manos de los invasores isl√°micos, los cuales hab√≠an fundado no solo un nuevo estado, sino toda una cultura de corte africano-oriental que, de haberse impuesto, habr√≠a alterado dr√°sticamente la din√°mica hist√≥rica de la pen√≠nsula desde la II Guerra P√ļnica, sustituy√©ndola por una din√°mica semejante a la del Magreb. Y la idea de la p√©rdida de Espa√Īa se refiere al reino hispanogodo, sin el cual resulta imposible explicar la Reconquista, como han mostrado muy bien Garc√≠a Moreno y otros: en el norte de √Āfrica no existi√≥, tras la ca√≠da de Roma, nada parecido al reino de Spania.

La ocupaci√≥n pr√°cticamente total de la pen√≠nsula por los musulmanes hizo que las resistencias fueran surgiendo de forma aislada, con lo que el resultado final, en un proceso tan largo, habr√≠a sido, con la mayor probabilidad, la consolidaci√≥n de una pen√≠nsula balcanizada en estados y pa√≠ses distintos, cristianos e isl√°micos. Sin embargo, la separaci√≥n solo se mantuvo en el caso de Portugal. En el resto, el 80% del territorio, termin√≥ resurgiendo la Espa√Īa perdida, cristiana, latina y europea. Ello fue casi un milagro, que se explica por la fuerza de la idea fundamental de todos los reinos de formar parte de Espa√Īa. Incluso los portugueses siguieron consider√°ndose espa√Īoles mucho despu√©s de afianzada su independencia. A pesar de las hostilidades entre los reinos espa√Īoles (que no meramente cristianos, pues los reinos cristianos iban extendi√©ndose por toda Europa), hostilidades mucho menores que las producidas entre los isl√°micos, la idea unitaria de Espa√Īa pervivi√≥ y al final se impuso.

Estos hechos, de los que la Espa√Īa actual es un resultado inequ√≠voco, no pueden ser minimizados, y menos a√ļn pasados por alto, como he procurado exponer en Nueva historia de Espa√Īa.

Por ello habr√≠a que explicar el dogmatismo y empecinamiento de muchos profesores e intelectuales en mantener una visi√≥n tan evidentemente deformada de nuestra historia. Dudo de que haya otro pa√≠s en Europa cuya historia haya sido tan tenaz y sistem√°ticamente falseada en ciertos niveles, e ignorada popularmente. Una raz√≥n ha sido la extensi√≥n de una ideolog√≠a antiespa√Īola, de aut√©ntico odio a Espa√Īa (recu√©rdese que en algunas √©pocas los vivas a nuestro pa√≠s eran perseguidos, y ahora mismo son mirados con reticencia o aversi√≥n en muchos ambientes), cuyas ra√≠ces, como he explicado, cabe encontrar en Bartolom√© de las Casas, pero que en el siglo XIX, y sobre todo en el XX, se complicaron con nuevas ideolog√≠as de corte izquierdista o progresista. Para Aza√Īa, como para Costa u Ortega, la historia entera de Espa√Īa hab√≠a sido una especie de inmensa equivocaci√≥n y anormalidad, que ellos, supuestamente, ven√≠an a corregir. Paralelamente, los nacionalismos regionales en Catalu√Īa, Vascongadas, en menor medida en Galicia y Andaluc√≠a, m√°s tarde en Canarias, se dedicaron a convertir la historia en una sucesi√≥n de mitos, a negar la misma existencia de Espa√Īa o a presentar esta como un poder oscuro y salvaje. El marxismo, tan difundido hasta hace poco y, en formas menos expl√≠citas, tambi√©n ahora mismo, dio una envoltura cient√≠fica a todas esas concepciones. Durante a√Īos la misma palabra Espa√Īa qued√≥ proscrita en los ambientes de izquierda y separatistas; lo sigue estando en gran medida: hab√≠a que decir "Estado espa√Īol", expresi√≥n absurda, por cuanto si es espa√Īol tiene que existir Espa√Īa.

Atendamos al modo como han prosperado estos disparates hist√≥ricos y conceptuales. En el fondo, los negacionistas de Espa√Īa ten√≠an una oscura conciencia de estar desbarrando, y por ello procuraban sustituir el debate racional por afirmaciones rotundas, lucubraciones arbitrarias, insolencias y desplantes, como ocurre ahora mismo en torno a la guerra civil y la rep√ļblica. Su actitud se vio alentada por la inhibici√≥n mayoritaria de los presuntos defensores de Espa√Īa, salpicada de ocasionales reacciones en un plano sentimental.

La escasez de debate es uno de los índices más precisos de la decadencia intelectual de nuestro país. Ahora mismo vemos al principal partido de una oposición ficticia insistir en "mirar al futuro" y olvidar el pasado. Del pasado se puede aprender mucho; del futuro, nada: solo proyectar en él los insignificantes deseos de los necios.

En línea

Veritas Liberabit Vos
Debatimos.com: Opina sin límite
« : Viernes 25 de Junio de 2010, 05:00 »

 En línea
Páginas: [1]   Ir Arriba
  Imprimir  
 
Ir a:  



Impulsado por MySQL Impulsado por PHP Powered by SMF | SMF © 2013, Simple Machines XHTML 1.0 válido! CSS válido!